Maricultores se sienten afectados con nueva regulación de Produce

By on febrero 5, 2021

Maricultores de la bahía de Sechura, en la región Piura, se han visto recientemente afectados con las nuevas disposiciones regulatorias dadas por el Ministerio de la Producción (Produce) en el año 2020.

Se trata, sobre todo, del Decreto Supremo N° 008-2020, que establece la obligatoriedad de los maricultores a categorizarse como AMYPE o AMYGE para desarrollar sus actividades, los primeros regulados por la Dirección Regional de la Producción (Direpro) de Piura y los segundos, por Produce.

Según el experto pesquero Rubén Valentín Soria, dicho decreto se publicó sin previa consulta ni socialización entre la masa pesquera, por lo que no favorecen a los pescadores y maricultores de la zona y, por el contrario, considera, “buscan posicionar a empresas con poder económico”.

Valentín explicó que se ha desnaturalizado la Ley General de Acuicultura, que migró a las asociaciones y los convirtió en personas jurídicas, “pero ahora la nueva disposición obliga a rajatabla a los maricultores a categorizarse. ‘AMYGE es cuando se produce de 3.5 a 150 toneladas brutas de concha de abanico. AMYGE es cuando se produce más de 150 toneladas’, basados en la ley de pesca y no en maricultura”.

Por ello, indicó el especialista, es urgente una ordenanza de la Direpro que actualice la capacidad de carga y sincere la densidad de siembra. “Estamos proponiendo establecer la densidad de siembra en la bahía en base al Artículo 10 del Decreto Supremo N° 03. La concha de abanico se diferencia del pescado porque su rendimiento es totalmente diferente. Los peces son casi en su totalidad comestibles y comercializables; las conchas no, solo el tallo y la coral, que representan entre 15 a 20 gramos, son la parte comercializada; por lo tanto, no corresponde la misma medición”, sostuvo.

LEER MÁS | La Unión suspende paro tras reunión con ministra de Vivienda

La bahía de Sechura, en la región Piura constituye el sector de producción de concha de abanico más importante del país.

ORDENANZAS

Las asociaciones de productores del sector Constante ya han presentado al Gobierno Regional de Piura los informes técnicos ya realizados que precisan una mejor medición de esta densidad de siembra para la concha de abanico.

Han incluido también la propuesta de una nueva ordenanza regional que establezca las políticas pesqueras y acuícolas que deba tener la región para protegerse la biodiversidad marina artesanal y además se proteja de las decisiones de Produce que, según sostienen, atenta contra el proceso de descentralización.

Los maricultores sechuranos también han exigido que se actualice la capacidad de carga de la bahía, que el millonario Estudio de Análisis de Riesgo que se ejecutó rinda frutos y decisiones, y que se reactive el Comité Multisectorial que permite consensuar el sector.

“Lo que ellos ponen para las AMYPE, 150 toneladas de siembra, representarían unos 20 mil manojos como máximo y esto no es rentable para los maricultores, obligándolos a migrar para ser controlados por Produce”, señala Rubén Valentín.

“La propuesta técnica arroja que para una categoría AMYPE, unos 25 organismos o conchas por metro cuadrado significaría una producción de 17 toneladas por hectárea por año, y esto si sería viable y consecuente con la forma real y promedio del cultivo en el mar. Esta propuesta debe validarla la Direpro, y los consejeros están informados por lo que pedimos se priorice para ser tratado y ordenado en el Consejo Regional y por el Ejecutivo Regional”, agregó el especialista.